17ma Entrega

 

EL CINE DE OUROBOROS = “JINETES DE LEYENDA”

 Lo tenemos asumido que a Ouroboros si algo le es “con-sustancial”, es decir, aquello que importa reconocer-se en la Sustancia (como lo diferente a la Forma), se halla el “SENTIR”, significando,  en una interpretación filosófica mas, un modo de conocer.-

 Ahora bien, si como lo reconoce la literatura universal, “El Quijote” (Cervantes), es el libro perenne de la cultura hispánica, con su inagotable fuente de profundo hontanar de valores, por algo será.-

 Y una cuestión que Ouroboros hace plantearse a los humanos es por que, como le ocurriera al Quijote, los temas (o el tema) de la “Caballería”, han significado siempre para los niños (y adultos nostálgicos) una cierta fruición, digamos, cierta delicia.-

 La “Caballería” y el “Caballero” con-llevan (llevan consigo) un binomio que importa un genuino afecto entre el caballo y su jinete.- Es fácil entusiasmarse con la idea que hay un vinculo entre ellos, que quizá no es simple ponerlo en palabras, pero que –justamente- por su in-descriptible relación existente, ahonda y extiende una cierta mística que los abraza a ambos.-

 Y en la especie del arte cinematográfico no es una excepción.-

 Por ello Ouroboros fue al cine para ver “JINETES DE LEYENDA (LIGHTHORSMEN)”.-

 Rodada en el ano 1987, de producción australiana, dirigida por Simon Wincer, el film relata una acción bélica histórica perteneciente a la Ira. Guerra Mundial, en la geografía de Medio Oriente.-

 Como sabemos se enfrentaron en tal contienda por una parte los Aliados integrados por los Países =Imperio Británico, Imperio Ruso, EE.UU., Francia.- Confrontando a los nombrados se ubicaron las Potencias del Centro representadas por los Imperios = Alemán, Austro-Húngaro y Otomano.- Así fue el principio.- Sucesivamente irían sumándose otras naciones que no pudieron eludir la generalizada confrontación.-

 Pero “Jinetes de Leyenda” se circunscribe a una acción en particular, cual fue= Que el 31 de Octubre de 1917 aproximadamente 800 jinetes, soldados australianos de los Regimientos 4to y 12do, cuyo comandante era el Teniente General Harry Chauvel, se lanzaron montados sobre las defensas de la Ciudad de Beersheba que se encontraba en poder del Ejercito Turco, asistido por Oficialidad Alemana y muy bien pertrechado, amparados en sus trincheras.-

La ciudad de Beersheba tenía la particularidad de significar la entrada por el Sur al territorio de Judea, territorio este ultimo que no había podido ser vulnerado por los Ejércitos Ingleses, férreamente defendido por el Comando Turco con asistencia estratégica y de aviación alemana.-

 El Comando Ingles concibe una estrategia y táctica para alcanzar una posición favorable para el ataque a Beersheba, que significo un rodeo en el cual jinetes y caballos ponen de relieve en la película la comunión que los importa, como uno de los emblemas de la misma en su genero.- La carencia del agua, la sed compartida.-

 La Ciudad debía ser tomada no importando el costo del sacrificio requerido.- Si no alcanzaban el centro de la Ciudad con sus pozos de agua, hombres y cabalgaduras perecerían en el desierto y malograría toda la campana militar en la Región.-   

 Esta caballería australiana que habitualmente considerada “caballería ligera” (o infantería ligera montada), su modus operandi de combate significaba llegar a caballo a la batalla, desmontar y luchar como infantes, técnica que era conocida por los ejércitos enemigos.-

 La táctica brillante que dio su resultado, fue que al llegar al momento de desmontar no lo hicieron sorprendiendo así a los soldados turcos, lanzándose a todo galope sobre las trincheras enemigas manteniéndose montados.-

 Las escenas de varios minutos de esta carrera frenética, son el epilogo de una producción fílmica que amerita como las grandes realizaciones en su genero.-

 En esos momentos cruciales del film, se asoman a la memoria  los libros de Historia Argentina, para imaginar a un Héroe de Riobamba como fue el Mayor (entonces) Juan Galo Lavalle en dicha batalla de la Independencia de America, comandando a los  96 granaderos argentinos que, siendo la punta de lanza, fue el emulo para que también se lanzaran los Dragones y Cazadores montados, para una gran victoria.-

Y tanto mas de igual merito y propósito como lo fueron entre tantas otras batallas Bacacay, Ombú y el triunfo definitorio de Ituzaingo con los nombres de sus jefes próceres- Alvear, Lavalle, Brandsen (allí caído), Paz, en la guerra contra el Imperio del Brasil.-

 “JINETES DE LEYENDA”, son películas para pensar a la Patria propia y desear un cine sino igual, parecido para nuestra Historia.- Porque estas imágenes épicas no celebran la muerte (Ouroboros no lo querría), sino por lo que reflejan los sesenta segundos finales del film.-

En el marco donde quedan sus cruces, el saludo militar póstumo  de su jefe a sus jinetes caídos, lo realiza en reconocimiento A LA HONRA DE SUS VIDAS.-

 

Y este propósito sí, le es valioso a Ouroboros.-

                                                                                            

                                                                                            Soledad

Para tuguianorte.com