Hace algunos años tuvimos la posibilidad de conocer el sur de Chile. Los paisajes son majestuosos. Paramos unos días en Puerto Montt. No es bonita como ciudad, ni fácil de recorrer por las subidas y bajadas, algunas muy pronunciadas, pero la vista es realmente hermosa. El mar y la montaña juntos crean un paisaje muy llamativo. Tuve la suerte que la ventana de la habitación del hotel daba, desde una altura natural, hacia el mar. Y había luna llena. Impagable.

  No olvidar si pueden visitar la ciudad: comer la comida típica, el curanto y visitar el mercado o feria. En la feria se pueden encontrar artesanías de diversos lugares, de muy buena calidad, especialmente las prendas tejidas.

  En cuanto al curanto, busquen un buen restaurante y disfútenlo. Una pequeña explicación. Consiste en productos de mar y verduras, cocidas sobre piedras calientes en un hoyo en la tierra.

  Una cosa màs para destacar: la amabilidad de la gente del lugar.

Por: Carlos Cassani

Redacciòn tuguianorte.com